martes, 24 de abril de 2012

Cuestión de cantidad


Metiendo mano
en la cantidad
de un corazón,
intentamos
no tocarnos
los antónimos.

Pero
¿queda otra?
porque
si el odio
es una palabra grave,
entonces el amor
es una palabra

agudísima.



Sumaré by Florencia Ruíz on Grooveshark

2 comentarios:

Besame otra vez, Ingrid dijo...

Si hay contradicción entre odio - amor, también lo hay entre deseo y rechazo. La palabra corazón la prostituyeron los draculianos cardiòlogos. Ni nos queda luna.Tampoco alma. Deseo, Placer ¿dónde están? Hasta que la destruyan, segùn creo, las ubico , provisorio, en nuestra genética glandular. Tal vez no sería poético decirle a nuestro amado ser, Mis gònadas te aman. Alberto

Mimo dijo...

Bravísimo. Te pasaste, Lolo.