lunes, 27 de abril de 2009

El amor empieza cuando se rompen...


El amor empieza cuando se rompen
los dedos
y se dan vuelta las solapas del traje,
cuando ya no hace falta pero tampoco
sobra
la vejez de mirarse,
cuando la torre de los recuerdos, baja o
alta,
se agacha hasta la sangre.

El amor empieza cuando Dios termina
Y cuando el hombre cae,
mientras las cosas, demasiado eternas,
comienzan a gastarse,
y los signos, las bocas y los signos,
se muerden mutuamente en cualquier
parte.

El amor empieza
cuando la luz se agrieta como un
muerto disfrazado
sobre la soledad irremediable.

Porque el amor es simplemente eso:
la forma del comienzo
tercamente escondida
detrás de los finales.


Roberto Juarroz

4 comentarios:

MQDLV dijo...

Ay... este paso por acá, debo decir, me gustó mucho... Saludos!

Limada dijo...

Me doy cuenta que empieza cuando siento piedras estallando en el estómago, poco poético lo mío, ya lo sé.

Genial esto.

Mimo dijo...

MQDLV: Bienvenida, entonces.

Limada: Y sí, lo de las mariposas ya no corresponde.
Es Juarroz y es genial. A mí me gusta bastante.

Anónimo dijo...

Entrelazados…ardiendo…por siempre, en dos pechos…tragos amargos…pero hasta el fondo…hasta que la borra de este amor nos seque la boca y nos deshidrate el corazón. Bombazo para quebrar coherencia, lógicas alternas que se lloran en soledad.
Lloro algo y sigo.
Gracias